PONGAMOS QUE HABLO DEL CABARET 

                                                                                                                   Cabaret 7 lowCabaret 1 low


Madrid es un cabaret”  Es el titular de un articulo de Metropoli. Y aunque escaso en abarcar la verdadera y variopinta oferta cabaretera de la capital, habla de algo,  claro como el agua , el cabaret esta de moda.  La moda del cabaret es algo que cada día esta mas en boca de la profesión de un tiempo aquí . Hace unos meses hablábamos sobre ello en Onda Teatro​, e Inma Chopo​ me preguntaba ¿Porque creía que estaba tan de moda el cabaret? Y ahora ademas de lo que hable con ella he sentido el impulso de escribir sobre ello:

Lo primero que diría es ¡Larga vida al cabaret! espero que haya vuelto para quedarse , The Queeret nos ha hecho aprender mucho, nos ha dado la oportunidad de investigar, probar, cagarla y arreglarla durante ya mas de un año de funciones y sigue… creo que es uno de los géneros donde más he podido explorar y aprender y ¿Porque ahora?. En mi caso siempre tuve ese impulso de probar este genero, había coqueteado con el, tiempo atrás y decidí junto con mis compañeros de Rescéncio tirarnos a la piscina y crear este cabaret que se sale de la norma y hacer un poco “lo que el cuerpo nos pidiera” y con el tiemp o, lo que el publico nos ha ido enseñando y pidiendo. Pero ¿cómo un genero olvidado e incluso yo diría maltratado por el propio teatro, que en algunos casos lo ha considerado un genero de menor, ha saltado con tanta fuerza a los escenarios?. No es que no se hiciera cabaret,  pero el resurgimiento del genero tiene mucho que ver para mí con una sociedad que ha decidido cambiar, como decimos en The Queeret, los roles establecidos, pero que lo quiere hacer desde el humor y lo grotesco, incluso riéndose de ellos mismos y su sociedad. El cabaret es para mi sinónimo de cambio, de confusión y de escape cuando uno se da cuenta de la mierda en la que vive. De aquí surge lo grotesco de cabaret, sigue un poco la tradición del bufón de corte que se podía permitir mofarse del poder por hacerlo con  gracia y arte y alejándolo de la realidad. No muy diferente del extrañamiento de brecht, que tomo el lenguaje del cabaret para introducirlo en sus piezas y hablarnos de política desde la ironía, y el humor.  Algunos de los hijos del cabaret, perdieron en exceso   , la provocación , la critica y  se centraron en el  show, y eso creo que quizá fue lo que los hizo dejar ser interesantes y que el cabaret dejase de estar en auge años atrás. O puede que el cabaret este aquí sobretodo en los momentos en los que la sociedad, se siente incomoda con el sistema y que en las épocas de “vacas gordas” , se esconda esperando a que las gentes del teatro  vuelvan sentir un irrefrenable deseo de salirse de la norma. Pero mientras tanto ¡Vayan al cabaret! y ríanse de nuestra sociedad, porque es la única forma de sobrevivir a ella.

Jorge Pascual Lobato